Ya se ocupa él

 

 

 

Dejar todo en manos del carnicero y que él longanice.