Lo odio

 

 

 

Odio que me despierten preguntando si estoy dormido