La profesora

 

 

 

El colmo de la profesora: quedar embarazada con el polvo de la tiza