Frases cortas de andamo

 

 

Nunca me olvidaré de la última frase de mi padre: ¡No muevas el andamio cabrón!