El amor es confuso

 

 

 

Lo malo del amor es que mucho lo confunden con la gastritis y, cuando se han curado de la indisposición, se encuentran con que se han casado.